Jugador de futbolín artesanal - El Pelusa

The Pichichi Company

€15,90
Precio unitario por

AY, SEÑOR, SEÑOR. ¡¡¡¡GOOOOOOL!!!!

«Diez minutos y un solo gol para que España logre la hazaña. Un gol, un gol falta, señores… El estadio se viene abajo. El público asiste a lo que parecía todo un imposible. Vamos a ver si llega el gol…, el gol de lo imposible. 11 – 1 para España. Señor y Víctor, Señor… Señooooor, ¡goooool!, ¡goooooooooool de Señor! ¡El 12! Esto realmente parece increíble, el milagro se ha conseguido».

Aquella hazaña de 1983, donde la selección española logró los 12 goles que necesitaba frente a Malta y que supuso la clasificación para la Eurocopa de Francia 84, significó todo un hito que nos robó el corazón. O aquel gol de Iniesta, que casi fue el de Todos, en la final del Mundial de Sudáfrica y que hizo levantar la copa de Campeones del Mundo. Y hasta la abuela levantó su copa, la de Chinchón.

Ahora podrás revivir este, o cualquier otro momento con tus jugadores favoritos. Una figura de artesanía para futbolín (o para cualquier rincón de casa) que une a todos los aficionados al fútbol. Revanchas eternas, goles inolvidables, tardes de domingo con amigos y recuerdos de nuestra infancia… en una sola figurita. Pintada a mano, en madera de Haya y hecha en España. ¡Qué mejor souvenir! Elige tu jugador favorito clickando en las imágenes.

 MÁS INFO 

  • Figura artesanal en madera de Haya.
  • Medidas: 12 cm (alto) x 3,8 cm (ancho).
  • Packaging de cartón kraft hecho en España (14 x 9 x 4 cm).
  • Los colores pueden variar ligeramente de los que se ven en pantalla.
  • La figura presentará las imperfecciones propias del proceso artesanal. Cada figura de futbolín es única, no hay dos iguales. 

CONOCE LA MARCA

En febrero de 2020, Víctor Aceves y Kike Rubio convirtieron su afición en su trabajo, cuando decidieron transformar su pasión por el fútbol (y el futbolín) en The Pichichi Company, una empresa que mezcla tradición y nostalgia made in Spain. Estos dos amigos y artesanos pensaron cómo los jugadores de futbolín forman parte de nuestra historia, son más que un simple muñeco, ya que todos, en mayor o menor medida, contamos con una anécdota, una historia o un cariño especial por el fútbol y por sus icónicos jugadores.

Por ello, decidieron rescatarlos de la memoria y darles una nueva vida convirtiéndolos en un regalo original para todos los nostálgicos. Pichichi, un mítico delantero en los años 20 y toda una leyenda de nuestro fútbol, con un promedio de casi un gol por partido, le dio el nombre a la compañía. Todos los jugadores están realizados de forma completamente artesanal, desde su fabricación hasta su acabado, manteniendo los procesos de fabricación de los años 60.

Desde su taller en Madrid crean estas pequeñas estatuillas llenas de color y nostalgia, que están fabricadas en madera de Haya procedente de bosques sostenibles españoles y europeos. Tanto el packaging de los jugadores como las cajas que los contienen (Agropaper 100% biodegradable) se hacen en España con certificaciones de sostenibilidad. Una pequeña compañía de valientes, nostálgicos y muy, muy especiales.